mar. May 21st, 2019

Evaluando MSC Cruceros

MSC Cruceros nace en 1987, sobre las cenizas de Star Lauro, con la clara intención de dar un producto genuinamente italiano y popular. El MSC Poesia es un Clase Musica, del año 2008, construído en Aker Yards Saint Nazaire.

Como producto low cost, tiene un objetivo claro. Ofrecer vacaciones de nivel optimo, a precios interesantes. O sea, lo mejor que medias de unos 60 euros diarios por persona pueden ofrecer, aunque con los impedimentos de ser una experiencia customizable, añadiendo extras y en barcos hermosos, pero con mejorable relación espacio por pasajero, y tripulante por pasajero.

Mi review se basará, no en lo que me gusta a mi, sino a lo que encontraría un pasajero que por presupuesto, o gustos le encaje este tipo de producto. El MSC Musica, el primero de la serie; brilló con luz propia cuando fue presentado en Venecia, y guardo un cariño especial. Era un barco muy grande, aunque ahora hay clases que los superan pero siguen ofreciendo un tonelaje y dimensiones equilibradas.

Soy de barcos pequeños y pocos pasajeros. Soy más de «menos es más» pero reconozco que, en mi papel de informador, estaba a veces confundiendo mis gustos, y hablar para todo tipo de público. Así, opté por una experiencia mini, con algo de reparos. Miles de clientes se quejan lo mucho que ha bajado la calidad en el sector, sin fijarse en la segunda parte de binomio, que es lo poco que paga.

Las navieras hacen números. ¿Habrán bajado tanto como para cruzar lineas intolerables?. MSC es la compañía de cruceros más grande de Europa, con una moderna y extensa flota, y el pasaje latino es clave. Como les gusta decir en su pique publicitario con Costa: «No somos una compañía cualquiera». ¿Lo son?.

EMBARQUE Y CAMAROTE

Sigue la moda de ser una especie de bus flotante, en donde suben y bajan pasajeros casi en cada escala. Lo encuentro muy acertado. Permite ofrecer pequeños tramos, y combinaciones, en donde siempre encuentras tu duración perfecta. El distribuir los pasajeros según los distintos puertos, resulta, no solo cómodo para los pasajeros, al embarcar cerca de tu casa, sino evita macro embarques y desembarques de muchedumbres, minimizando saturaciones en el proceso.

Salvo la bebida de cortesía, no espere sutilezas de acompañamiento a cabina, o que tu cabinista este esperando para darte la bienvenida. Como naviera muy orientada al público español, la presencia de nuestro idioma es constante en todos los ámbitos.

Viajaba en una interior con alguna ventaja Club Voyagers (pasajero frecuente). El camarote, es suficientemente amplio, la cama es comodísima, y además de la agradable selección de colores, es equilibrado en cada esquina. No esperes agua, servicio de habitaciones, o minibar gratis. Tampoco películas en la antigua pantalla interactiva. Todo, en una naviera generalista se paga. Y por supuesto cortina en el baño, y los poco elegantes dispensadores de gel. El mundo low cost ha llegado a las navieras, y los costes se mantienen a raya. No tiene que ser malo. Es la mejor forma de pagar el precio justo por tu crucero.

Como en otras navieras populares, si quieres albornoz, zapatillas y demás fruslerías, debes traerlas de casa o pagar por ellas. Aunque se supone que hay desayuno en el camarote, el cabinista indio no se molestó en traer tarjetas de desayuno para poder pedirlo.

Como camarote, es cómodo sin más. Me sentí a gusto. Mucho almacenamiento, caja de seguridad y secador de pelo.

EL BARCO

Se dice que la señora Aponte, esposa del dueño, supervisaba minuciosamente todos los elementos de los barcos junto con Studio De Jorio. Aunque sea un acreditado diseñador de interiores italiano, no se percibe ni un rasgo de italianismo. Todo se reduce a lujo llamativo. No me malinterprete; no algo tipo «de casa de nuevo rico», sinó una versión algo más sofisticada «Versace like».

Tenemos un gran atrio, sinuoso que va de la cubierta 5 a la 7, y diversos espacios con personalidad propia. Las características de los barcos de MSC además de las líneas redondeadas son la presencia obsesiva de bronces, cristal, luces, mármoles, y toques burdeos y marrones. Para la mayoría de los pasajeros, no es un barco vanguardista, sino clásico. Ornamentado, brillante pero contenido.

El Salón Zebra, de motivos safari; es una apuesta arriesgada, pero a pesar que los toques animales pueden parecer kitsch, al final el conjunto es sofisticado. Salón Pigalle, vinoteca, un gran buffet, y dos enormes piscinas que no ofrecen el espacio conjunto que deberían, en caso navegar lleno. En ocasiones se nota una masificación usual en las navieras populares en muchos de los espacios. Sobre todo en el buffet.

El gran teatro, con un atrevido violeta «podemita», es lo más espectacular del barco. Glamuroso. Hay un número de ascensores suficientes, con algunas lagunas de diseño, como que los ascensores traseros te llevan al restaurante inferior, y que para ir a otras zonas comunes, debes subir y luego bajar, o cruzar dicho restaurante. El ascensor central no lleva a las cubiertas de piscina, no hay lugares en zonas para ver el mar, o que la enorme promenade no da toda la vuelta al barco. De todas formas, en conjunto es un barco que resulta atractivo y acogedor, desde el primer momento.

Datos técnicos:

Desplazamiento 93 330 t. Eslora 293,83 m. Manga 32,31 m. Calado 7,70 m. Cubiertas 13 para pasajeros. Propulsión Diésel-Eléctrica, 5 motores diésel Wärtsilä W16V38B, 2 Hélices. Potencia 5 × 58 000 kW. Velocidad 23 nudos (43 km/h; 26 mph). Tripulación 987 personas. Capacidad 2550 pasajeros

GASTRONOMIA

La gastronomía es la parte más importante de todo crucero. Nunca llueve a gustos de todos. Las partidas destinadas por cada pasajero a la cocina son bajísimas. El chef debe ser creativo. No espere ingredientes gourmet, ni preparaciones sofisticadas. Solo cocina honesta, sencilla y atractiva. A no ser que seas un foodie impenitente y snob, te sorprenderá positivamente.

A pesar de que en el comedor principal los encontré mortalmente lentos, cené correctamente y el postre era de escándalo. Hay tres restaurantes principales con dos turnos, y además un turno abierto para pasajeros Aurea. Es un barco con puestos gastronómicos abiertos casi las 24 horas. El desayuno es amplísimo, y la merienda abundantísima, en donde destacan los puestos burguer, y un maestro pizzero que las prepara de forma constante.

No se si hay una hambruna galopante, pero la avidez de servirse torres de platos y dejarlos enteros, por mera gula alcanza niveles intolerables. El buffet suele atiborrarse, y es algo ruidoso. Los platos tardan en ser recogidos. Montañas de comida que dan un aspecto descuidado, en el buffet.

Probé además, tras ver lo pobre, y descuido buffet de noche, el restaurante japonés alternativo. No es caro, y resultó positivo sin ser alta cocina Nipona. Un lugar especial para gente que busca privacidad. Tanto los paquetes de bebidas, como la carta ofrece precios muy ajustados.

TRIPULACION

Hay mucha leyenda urbana sobre el carácter altanero de las tripulaciones de MSC. Yo diría, ¿hay tripulaciones altaneras o respuestas adecuadas a pasajeros groseros?. Es una pregunta interesante. Los tripulantes orientales y sudamericanos fueros agradables, correctos y diligentes, salvo por el detalle que tienen más tareas que las que a veces pueden asumir. Low cost. Costes, costes, costes. Cierto es, que en los mis 72 horas noté un ramalazo cuartelero y displicente de un tripulante, en un tema de organización de eventos. ¿Alguien les ha explicado que los pasajeros pagamos, y no somos parvulitos, en donde la «seño» nos bronquea si salimos de la fila?.

Me alegra saber, que son contadas excepciones. Y compensa, que tiraba por la borda a algunos de los pasajeros. Las más mínimas normas de cortesía, educación son esenciales. Y no lo diga. Igualmente incorrectos fueros algunos pasajeros italianos, que españoles. ¡Y no!. No marginan a los españoles. Otro topicazo.

ENTRETENIMIENTO

El equipo de animación es muy entusiasta y profesional, aunque no destacan ni para bien o mal, y mi percepción es limitada por no tener un día entero de navegación, para ver como se entretiene a los pasajeros. Las actividades están orientadas al bullicio e ideosincrasia del pasajero dominante. O sea….»party time», y hay pocos lugares con animación pausada.

Las notas del piano del atrio son perfectas, salvo cuando se atiborra de chillones pasajeros, que es una gran parte de las veces. Me sorprendieron los shows. No es que fueran un despliegue escénico, pero si tienen momentos brillantes, mezclados con recursos viejunos como malabaristas. Muy, muy superados. Aunque los equilibristas son impresionantes. Y juegan bien con «la fibra sensible» al final del crucero.

Show de despedida muy emotivo. No hay cocktail del capitán, salvo para los pasajeros frecuentes. Al ser un crucero invernal, el exterior estuvo siempre desaprovechado.

Recuerdo mi crucero de Brasil, que las juergas exteriores eran de «ordago». Intenté hacer una excursión, pero de todas las que había disponibles, solo ofrecían 2.

VALORACION FINAL
No si es una compañía cualquiera, pero si que por poco dinero puedes tener una decente experiencia, y aproximada a como eran los cruceros de antes. Los recortes solo se perciben si eres un avezado crucerista, conociste épocas pretéritas. Si eres inexperto, o primerizo no tendrás problema. Es ideal para familias. Su programa de entrenamiento infantil y juvenil es bueno. Es perfecto para gente con alma latina, que busca alejarse de los rigores de algunas navieras anglosajonas.

También para personas de poco presupuesto, que necesiten un crucero especial. Alguien que debe HUIR de MSC como de la peste, son los singles.

Directamente no se nos quiere, ni se te vende ofertas aunque pagues el 100%. En este caso. Costa gana por goleada, y se tratan a los «solo passengers», con más dignidad presupuestaria. Si odias mucha gente en zonas comunes y el ruido, MSC no es tan compañia.

Embarque y desembarque 7

Camarote 6

Tripulación 7

Gastronomía 7

Entretenimiento 6

TOTAL 33 sobre 50

 

 

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies