mié. Jun 26th, 2019

SILVER SPIRIT

Hablar de Silversea son palabras mayores. Dentro del segmento de naves pequeñas, exclusivas, y un producto que podría denominarse como “la creme de la creme”, es una referencia casi mítica para cualquier pasajero que busque en un producto de cruceros de lujo, y especial. Decoración cuidada, cocina de autor, servicio personalizado dió salto en 2009, con la incorporación de un nuevo juguete. El Silver Spirit, supuso un cambio de rumbo. Más grande, más opciones, y sobre todo manteniendo los mismo estándares de sus otros “yates”, y sobre todo no perder la esencia de la Silversea de toda la vida.

Y es algo complicado en un mundo en donde el precio empuja a la baja, los parámetros calidad. El mercado manda, y habiendo Seabourn puesto en servicio de tres naves similares al Silver Spirit, me intrigaba saber si el aumentar el tamaño de la nave, la intimidad de Silversea se iba a perder. Cuando lo visité, y aunque tuve una mezcla de sentimientos contrapuestos, es un barco espectacular y único. Sin embargo, la primera duda era intentar saber como combinar la modernidad de nuevas tendencias, con la tradición decorativa de los antiguos barcos de Silversea, y fue nada fácil.

Los antiguos clientes mostraron un cierto desagrado, ante el hecho de que la compañía aumentará el tamaño de sus naves, y que con 36.000 toneladas, tenga capacidad para 540 pasajeros con respecto a los 382 del Whisper y el Shadow. Aunque exteriormente no sea especialmente atractivo, y Silversea se haya limitado a una readaptación de estos últimos, para meterle más balcones, representó un barco nuevo encargado a un nuevo astillero, en este caso Fincantieri de Ancona. Pero las sorpresas están en el interior. Nueve cubiertas de pasajeros, con la distribución usual de Silversea, por la que las zonas comunes están a popa y las acomodaciones a proa, para minimizar los ruídos en las zonas de las suites.

Cuando entramos por la cubierta 5, al Bar, a pesar de su atrevida mezcla de tejidos verdes de su decoración podemos llegar a la conclusión de que el barco es mucho más sofisticado que los anteriores, y ciertamente con una clara orientación a lo que eran los barcos en los años 30 en donde dominaba el art decó, y recrear el ambiente de los viejos trasatlánticos de época. Puede que no tenga la simplicidad acogedora del Silver Cloud, por ejemplo, pero si es infinitamente más sofisticado, con más opciones para sus pasajeros.

En la cubierta 4, tenemos las Suites clase Vista, tan solo doce, siendo la mayor parte Suites con Verandah. El gran restaurante muestra nuevas vajillas, mantelerías más cuidadas, una exquisita cristalería y valiosas piezas de porcelana en las paredes. Para los baños se han elegido un fuerte color tostado para los mármoles, lo que resulta tal vez opresivo.

Las Owner, Grand y Owner pecan de una excesiva simplicidad, y resultan austeras. Le falta un toque de opulencia. Sin embargo, encontramos la nave, como un digno competidor del trío Seabourn, que son naves prácticamente similares.

Dos restaurantes alternativos, uno el tradicional Champagne (de pago nominal), y el Seishin oriental, por primera vez en una barco de Silversea. Una escalera con una distribución muy interesante, y con una cúpula de cristal en lo alto de la cubierta diez, da acceso a la 5, en donde además del bar tenemos un teatro de dimensiones razonables en donde la compañía ha ensayado nuevos espectáculos.

También tenemos que mencionar como innovación, la presencia de un nuevo SPA, en donde destaca un acogedora zona de jacuzzi y tumbonas en popa. No puedo comprender que el jacuzzi sea de pago, o solo para pasajeros que hayan reservado un tratamiento. Sauna, piedras cálidas, y un gimnasio un poco compactado aumentan las alternativas del barco, en donde dominan las exquisitas fragancias de Laura Tonatto.

En la 7 destaca la tradicional Terraza Buffet, mucho más elegante que en barcos anteriores, y por fin con una zona de buffet de dimensiones considerables. Al lado una novedad, que es el Stars Super Club una especie de viejo cabaret neoyorquino para bailar, con una selección de tapas, bebidas y cocktails. Mencionar dos lugares más en la 8 y 9.

Una galería comercial francamente extensa, con mucho espacio en zonas de acceso, algo que se repite en cada esquina de la soberbia nave, y el Panorama Bar, que es también un clásico en la compañía. Dejando a un lado la tradicional mezcla ecléctica de los años treinta, presenta un aspecto mucho más moderno, con un equilibrio perfectos entre fórmulas viejas y nuevas.

La modernidad destaca en las cubiertas exteriores, con mucho más espacio para sillas, mesas, hamacas, etc. No encontré la zona de piscina especialmente agradable. Más encajonada que en otros barcos de la compañía, ofrece sin embargo espacio suficiente para comer, relajarse o acostarse en refinadas hamacas con colchonetas, mantas, y toallas de diseño, y cuidadosamente combinadas.

Destacamos El Observation Lounge como algo también novedoso en una nave de la compañía. En cuanto a camarotes tenemos casi en todos los casos, suites con balcón decoradas con sumo cuidado, pero quizás más austeras, en cuanto a decoración que otros barcos de la compañía.

Llama la atención, sobre todo, el aire cosmopolita que su diseñador Giacomo Mortola, le ha querido dar al barco, y sus 190 metros cuadrados por pasajero, lo hacen el buque con el ratio de espacio por pasajero más amplio del mercado. Sin duda, dentro del segmento “top”, el Silver Spirit, marca un cambio en la compañía, consiguiendo mayores cuotas de calidad, difíciles de superar porque el listón estaban muy altos. Silversea lo ha conseguido.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies