COSTA SUR: Agua, viento y fuego.

Después haber hecho guardia delante de mi ventana toda la noche, cansado de fijar los ojos en la negritud del cielo islandés, me dije que cazar una aurora no es fácil. Si cualquier persona, viaja al país nórdico con la única idea de ver una, quizás deba desistir. Noches despejadas no garantizan para nada, que se materialice una.

    Pronto iba a comprobar, que los escenarios de la Costa Sur hacen de las auroras algo accesorio, y hasta prescindible. Busques lo que busques, las excursiones en el país son caras. De 90 a 100 euros. Puntualmente los buses salen muy temprano, para llegar a las puntos de visita, tan pronto como amanece. En invierno a las 10:30.

   Hay poco tiempo de luz, porque todo se convierte en una lucha contra reloj, hasta el anochecer, que se produce a las 16:30 por ver lo máximo posible.

    La Costa Sur, es la parte más húmeda, cálida y ventosa del país. A través de la ruta 1, solo vislumbrábamos inmensos espacios abiertos, en una oscuridad, que comenzaba a desvanecerse. Aunque el cielo estaba nublado, parece que había un espacio entre abierto entre nubes, y permitía que unas luces verdosas se visualizaran entre las nubes. O aurorita, ovni o elfo. Todo es posible en el país de fantasía.

Las cascadas

   Era un día oscuro, pero Seljalandsfoss fue nuestra primera parada. A pesar del frío reinante, y del agua que caía a plomo intenté encontrar a los elfos detrás de la cascada. Procede del río Seljalands.

    Mirando el paisaje, no hay demasiadas casas, ni cultivos, y algún caballo en la lejanía. Es sin duda, un paisaje mágico. Sentí un momento “místico” en la imponente cascada de Skogar; más de 60 metros a plomo, y un sonido que rasga el desnudo paisaje islandés. Antes, era acantilado pero el mar se ha retirado.

El glaciar Solheimajökull

Apretaba el frío, y el bus paró en un pedregal. Caminamos por un negro camino. Un glaciar es una masa de hielo movible que se forma en la superficie, por compactación y cristalización de la nieve, en lo alto de una montaña, y desciende lentamente por la ladera. Este pequeño glaciar procede del gran “coloso”; del glaciar Mysdalsjökull, uno de los más grandes de Europa. El entorno blanco y negro, y adornado por una inquietante neblina, producía un escenario tenebroso. Más propio de una película de terror sideral, de un mundo perdido, en cualquier planeta del universo Klingon.

Un maravilloso mundo de formas geométricas de hielo, y rocas negras, con unas aguas parduzcas en el fondo del paisaje. Las rocas y montañas se elevaban de forma majestuosa sobre todo el conjunto.

La Playa Negra de Vik

Si pensaba que lo “lunar” había terminado cuando dejamos los salvajes paisajes del glaciar, es porque no habíamos llegado a la enorme e irreal playa negra de Vik. La niebla aumentaba, y lo que se presentaba ante nuestros ojos era un paisaje sobrecogedor. Playas negras significa lava. También rocas y arrecifes de basalto. Cuevas perdidas, y un litoral salvaje, con unas aguas que bramaban con fuerza.

   Pensando en la escena final de la Guerra de los Simios, en  la que Charlton Heston camina por una playa cuando descubre la Estatua de la Libertad enterrada en la arena, tenía la misma sensación de estar en un img_0506entorno apocalíptico, totalmente atípico. Era difícil distinguir nada, que no fuera “blanco y negro”, y el sonido de las aguas rompiendo contras las rocas. Como parte esencial de cualquier peli de mundos perdidos, unos arrecifes salían del mar como una Atlántida “petrificada” tras un cataclismo.

   Después de tanta naturaleza con mayúsculas, me sentía perdido, empequeñecido; una parada en un chiquito bistro de carretera. Me hizo sentirme seguro de nuevo. Y aquí descubrí los Buff. Buff?. Aparte de expresión onomatopéyica de fastidio, es una de las golosinas favoritas de los nenes islandeses. Una inmensa nube de merengue rodeado de tierno chocolate.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies